La banda sonora de tu vida

Escucha … tal vez puedas captar un leve atisbo de un estado inmemorial que no has olvidado del todo; tal vez sea un poco nebuloso, mas no te es totalmente desconocido: como una can­ción cuyo título olvidaste hace mucho tiempo, así como las cir­cunstancias en las que la oíste. No puedes acordarte de toda la canción, sino sólo de algunas notas de la melodía, y no puedes asociarla con ninguna persona o lugar, ni con nada en particular. Pero esas pocas notas te bastan para recordar cuán bella era la canción, cuán maravilloso el paraje donde la escuchaste y cuánto amor sentiste por los que allí estaban escuchándola contigo.

Las notas no son nada. Sin embargo, las has conservado, no por ellas mismas, sino como un dulce recordatorio de lo que te haría llorar si recordases cuán querido era para ti. Podrías acordarte, pero tienes miedo, pues crees que perderías el mundo que desde entonces has aprendido a conocer. Sin embargo, sabes que nada en este mundo es ni la sombra de aquello que tanto amaste. Escucha y mira a ver si te acuerdas de una canción muy vieja que sabías hace mucho tiempo y que te era más preciada que cualquier otra melodía que ta hayas enseñado a ti mismo desde entonces. T-21.I.6-7

Al principio leerás el Curso como el que escucha una canción que le gusta, en un idioma que le resulta extraño: Dejándose llevar por la melodía, sin intentar entenderlo todo.

El que no entiendas la letra no te impide disfrutar la canción e incluso en ocasiones tararearla. 😉

El Curso tiene su propio ritmo, que es el Amor, y esa melodía es mas importante que las palabras que utiliza. No te enredes en las palabras ni las utilices para un propósito que no sea santo.

¿Has probado alguna vez a leer la letra de una canción sin la música? Pierde todo su sentido. Y es que el sentido no se encuentra en las palabras, sino en aquello hacia lo que estas apuntan.

Esa melodía va calando hondo en tu alma a medida que lo vas leyendo y estudiando hasta convertirse en la banda sonora de tu vida.

Al igual que esas canciones pegadizas de las que no puedes despegarte y que suenan en tu mente una y otra vez, la melodía del Amor, esa Canción olvidada, irá tomando forma y te recordará silenciosamente cual es tu función y quien eres en realidad.

~ J ❤

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s